Cosas de chicos

Tres chicos, tres sillas de playa, cervezas y una conversación. La directora de este corto, Aldara Filgueiras, se inspiró en todas las mujeres fuertes y decididas de su entorno. Todas las que no se conforman y se revuelven y toman la palabra. Quería representar una escena en la que no estuviese pasando nada cuando está pasando absolutamente todo. Por eso no hay un final concreto, ni un conflicto sobre el que gire la acción. Han intentado crear una historia reflejo de lo que vivimos muchas veces, que el conflicto externo hace que nos durmamos, que nos apalanquemos y acabemos aceptando lo que no tiene aceptación. Incluso en ocasiones boicoteándonos entre las propias mujeres. Tenemos que seguir construyendo, juntxs.

Anuncios